DERECHOS HUMANOS Desde Proyecto Sur de la Provincia de Buenos Aires en la Corriente Nacional Emancipación Sur nos sumamos al trabajo en conjunto, en la lucha contra el trabajo infantil. Por: Fuente CTA El trabajo infantil en nuestro país es un problema bastante complejo, derivado necesariamente de la profundización de bolsones de pobreza debido a una precarización laboral, insuficiencia en los ingresos familiares, notada falta de acceso a la educación, como así también una cuestión de cultura o tradiciones. Niños que no tienen tiempo para compartir, para jugar o para ir a la escuela y están expuestos a trabajos en condiciones de insalubridad, a trabajos forzosos y hasta tráfico de drogas y prostitución. Esta explotación de la niñez sigue creciendo en nuestro país a pesar de que argentina participa del Programa Internacional para la Erradicación del Trabajo Infantil de la OIT desde el año 1996 y desde entonces viene desarrollando un trabajo más dinámico en materia de controlar este flagelo. En el año 2008 se aprobó en nuestro país la ley 26.390, que trata sobre la Prohibición de Trabajo Infantil y Protección del Trabajo Adolescente, y además se ratificaron todos los tratados de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) sobre este tema. En abril de 2013 se promulgó una nueva ley, la 26.847, por medio de la cual se penaliza con prisión de uno a cuatro años la utilización de mano de obra infantil. Pero aún hay mucho por hacer, cada uno desde el lugar que le corresponde, desde el gobierno, las empresas y la sociedad debemos propiciar la prevención y la erradicación del trabajo infantil desarrollando acciones de sensibilización y difusión de la problemática. La etapa de la niñez los debe encontrar jugando y recibiendo una formación digna para que en el futuro sean personas de bien en una sociedad que brega por una mejor calidad de vida. El 12 de junio se conmemora el “Día Mundial Contra el Trabajo Infantil” y junto a la CTA nos sumamos al trabajo en conjunto, en la lucha por una mayor protección social, por salarios y condiciones dignas de vida y en la difusión permanente de esta problemática. Los niños y niñas deben estar jugando o estudiando, NO TRABAJANDO.