NEUQUÉN La Multisectorial contra la Hidrofractura de Neuquén repudia enérgicamente la persecución, estigmatización y racismo, del cual son víctima todo el Lof Campo Maripe. Los protagonistas de las agresiones son el gobernador de la provincia de Neuquén, encabezado por Jorge Sapag y el resto de sus funcionarios; YPF S.A. en la figura de su CEO, Miguel Galuccio; el intendente de Añelo, Darío Díaz; y todo el aparato de comunicación que responde a ellos. Estos ataques sumados al intento de judicializar a los/as integrantes de la comunidad y a sus autoridades son producto del reclamo legítimo del pueblo Mapuce y las organizaciones que integramos esta Multisectorial, que denunciamos tanto el avance de la explotación de los Hidrocarburos No Convencionales mediante la técnica experimental de la fractura hidráulica como la degradación y el saqueo de nuestros territorios. Creemos, como un espacio que agrupa a militantes, organizaciones y partidos políticos de la provincia, que no es posible, en pleno siglo 21, adoptar las mismas prácticas engendradas por el genocida Julio Argentino Roca, que desembocaron en la nefasta “campaña del desierto”. No es posible que el territorio comunitario del Lof Campo Maripe sea considerado un desierto, un bien netamente material, que sólo está para ser explotado por un capitalismo irracional, en pos de un pseudo “crecimiento económico” y una supuesta “soberanía energética”. Los mismos argumentos utilizó Roca para comenzar el genocidio contra el pueblo Mapuce. Rechazamos cualquier pretensión de arrogarse el poder de decidir quién es o no Mapuce, en la provincia de Neuquén, tal como lo hizo el intendente de Añelo al afirmar en distintos medios regionales que el Lof Campo Maripe y sus integrantes “son chilenos” o como dijo el poco honorable diputado Luis Sapag que son “criollos avivados por el negocio”. Esta cuestión ya fue resulta por el reciente fallo de diciembre de 2013 en el que la Corte Suprema de Justicia ordenó la obligación concurrente del Estado Provincial y Nacional de registrar a las comunidades, cuya definición debe únicamente basarse en la autopercepción identitaria. Exigimos que no se ignoren los marcos legales vigentes que protegen al Lof y a sus integrantes. Es decir, pedimos que se realice el proceso de consulta al Lof Campo Maripe, basado en el libre consentimiento fundamentado previo, que es un derecho de todo pueblo originario, tal cual lo determinan los tratados internacionales avalados por la Constitución Nacional Argentina. Es necesario también que la provincia de Neuquén otorgue el reconocimiento al Lof Campo Maripe, a través de la personería jurídica, en lugar de dedicarse a garantizar una seguridad jurídica para sus inversores, a costa de violar los derechos del pueblo mapuce. El trámite de registro de la Comunidad es el último paso formal que el Estado ESTÁ OBLIGADO legalmente a realizar y DEBE hacerlo. Desde la Multisectorial contra la Hidrofractura de Neuquén, ratificamos nuestro compromiso por defender nuestra tierra, nuestro agua, nuestro suelo, nuestra biodiversidad, en definitiva nuestra vida. NO A LA HIDROFRACTURA – SI A LA VIDA Más información sobre el fracking: http://www.argentinalibredefracking.org/ http://www.opsur.org.ar http://www.youtube.com/watch?v=i9MOISFiAP4