BAHÍA BLANCA ...el Consejo Superior Universitario de la Universidad Nacional del Sur aprobó por unanimidad el Juicio Académico y la Suspensión a este siniestro personaje... Emancipación Sur Bahía Blanca     11898937_440611932792981_4355353744967308349_n-300x158En primer lugar nuestra mezcla de alegría y emoción va por Patricia Avedo, Fernado Alduvino, Daniel Bombara, Oscar Borobia, María Luisa Buffo, Gerardo Carcedo, Adrián Carlovich, Daniel Carrá, Tomás Carricaburu, David Cilleruelo, Carlos Davit, Néstro del Río, Ricardo del Río, Norberto Heraldo, María Angélica Ferrari, Raúl Ferreri, Olga Frañol, Hugo Fuentes, Gabriel Ganuza, Roberto Garbiero, Rubén Gargaglioni, Julio García, José Antonio Garza, Raúl Guido, María Graciela Izurieta, Néstor Junquera, Eduardo Korsunsky, Aldo Mal mierca, Zulma Matzkin, Graciela Metz, Alejandro Mónaco, Mónica Morán, Aníbal Nakandare, Víctor Oliva, José Luis Peralta, José Percas, María Elena Peter, Cora María Pioli, Liliana Pizá, Juan Carlos Prádanos, Gabriel Prado, Mónica González Bello de Prado, Daniel Riganti, Jorge Riganti, Carlos Rivera, Jorge Rochestein, María Elena Romero, Darío Rossi, Horacio Russin, Dora Rita Mercero de Sotuyo, Luis Alberto Sotuyo, José Alberto Surace, Manuel Tarchitzky, María Graciela Tauro, Juan Carlos Ururtia, Nelson Vega, Hugo Vita y Carlos Vicente, nuestros desaparecidos vinculados a la Universidad Nacional del Sur, a los que conocimos o buscamos, y conocemos a sus hijos, padres, hermanos, amigos, compañeros. Todos ellos son parte de nuestras 30.000 razones para seguir luchando para transformar Argentina, por eso mantenemos las causas de su lucha revolucionaria. Es decir, intentamos continuar sus pasos sin ceder ni cambiar los objetivos, aunque admitimos que estamos en otro siglo en otra sociedad con otros desafíos y tratamos de adaptarnos a eso. En segundo lugar contamos con el invalorable esfuerzo de Dante Patrignani que en soledad literal empezó esta batalla para lograr el Juicio Académico a Néstor Luis Montazanti, este denodado esfuerzo por parte de este profesor y compañero, para exigir algo no solamente justo sino absolutamente razonable y fuera de toda discusión dada la participación de Montezanti como personal civil de inteligencia durante la última dictadura. Lento, tarde y dificultoso como, creemos, todos los pasos que van hacia la confirmación de que el genocidio en la Argentina fue cívico- militar, es decir, con todo lo que se dirige a la complicidad civil. Muchísimas son las acciones que se han realizado en estos años, y muy importante la participación de la juventud coordinando con generaciones mayores todo este desarrollo. Memoria Verdad y Justicia son los objetivos, y en este momento es reconfortante encontrarnos unidos y felices, en este claro día de justicia donde el Consejo Superior Universitario de la Universidad Nacional del Sur aprobó por unanimidad el Juicio Académico y la Suspensión a este siniestro personaje que hace muchas décadas ya no debería haber estado en un rol docente dentro de una Universidad pública.